Reflexiones

Por Temas

Reflexiones por día

junio 2017
L M X J V S D
« may    
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930  

ARCHIVO

Noticias del Vaticano

P. Antonio Rivero LC

Reflexión diaria

 
 

En la Comunión tenemos la preparación para el Cielo.

 
 

En la Comunión, por tanto, tenemos la preparación para el Cielo. ¡Qué grande será la gracia de morir después de haber recibido el Santo Viático! Poder partir bien reconfortados para este último viaje.

P. Antonio Rivero LC
La Eucaristía, Cap. 33: Eucaristía y Cielo


 
 
2013-09-16 08:00:00

Reflexión diaria

 
 

Al comulgar a Jesús en la Eucaristía recibimos igualmente el Cielo.

 
 

Al comulgar a Jesús en la Eucaristía, júbilo y gloria del Paraíso, recibimos igualmente el Cielo. Se nos da para mantener viva en nosotros el recuerdo de la verdadera patria y no desfallecer al pensar en ella. Se da y permanece corporalmente en nuestros corazones en cuanto subsisten las especies sacramentales. Una vez destruidas éstas, vuelve nuevamente al Cielo, pero permanece en nosotros por su gracia y por su presencia amorosa. Nos deja los efectos de su presencia: amor, pureza, fuerza, alegría y gozo.

P. Antonio Rivero LC
La Eucaristía, Cap. 33: Eucaristía y Cielo


 
 
2013-09-15 08:00:00

Reflexión diaria

 
 

La Eucaristía es un Cielo anticipado.

 
 

Cristo, como muestra de amor, para sostener esa esperanza del Cielo creó el lindo Cielo eucarístico, pues la Eucaristía es un Cielo anticipado. ¿Acaso en la Eucaristía no viene Jesús, bajando a la tierra y trayéndonos ese Cielo consigo? ¿Acaso donde está Jesús no está el Cielo? Si Jesús está sacramentalmente en la Eucaristía, trae consigo también el Cielo.

P. Antonio Rivero LC
La Eucaristía, Cap. 33: Eucaristía y Cielo


 
 
2013-09-14 08:00:00

Reflexión diaria

 
 

¿Cuáles son los bienes celestes que nos vienen con Jesús, cuando lo recibimos en la Eucaristía? 3

 
 

En tercer lugar, el poder. Quien comulga tiene la fuerza divina para enfrentar todos los problemas y situaciones difíciles de aquí abajo. El águila para enseñar a sus crías a volar hasta las alturas les presenta la comida y se coloca arriba de ellos, elevándose siempre más y más a medida que sus crías se acercan, hasta hacerlos subir insensiblemente a los astros.

P. Antonio Rivero LC
La Eucaristía, Cap. 33: Eucaristía y Cielo


 
 
2013-08-25 08:00:00

Reflexión diaria

 
 

¿Cuáles son los bienes celestes que nos vienen con Jesús, cuando lo recibimos en la Eucaristía? 2

 
 

En segundo lugar, la felicidad. Nuestra alma, al entrar en el Cielo, se verá en plena posesión de la felicidad del propio Dios, sin miedo a perderla o de verla disminuir. ¿Y en la comunión no recibimos alguna parcelita de esa real felicidad? No nos es dada en su totalidad, pues entonces nos olvidaríamos del Cielo. Pero, ¡cuánta paz, cuánta dulce alegría no acompaña en la comunión! Cuanto más el alma se desapega de las afecciones terrenas, tanto más ha de disfrutar de esa felicidad al punto de que el mismo cuerpo se resiente y desea ya el Cielo. Es aquello de santa Teresa: “Muero porque no muero”.

P. Antonio Rivero LC
La Eucaristía, Cap. 33: Eucaristía y Cielo


 
 
2013-08-24 08:00:00

Reflexión diaria

 
 

¿Cuáles son los bienes celestes que nos vienen con Jesús, cuando lo recibimos en la Eucaristía? 1

 
 

En primer lugar, la gloria. Es verdad que la gloria de los Santos es una flor que sólo se abre ante el sol del Paraíso, gloria ésta que no nos es dada en la tierra. Pero recibimos el germen oculto, que la contiene toda entera, como la semilla que contiene la espiga. La Eucaristía deposita en nosotros el fermento de la resurrección, a causa de una gloria especial y más brillante que, sembrada en la carne corruptible, brotará sobre nuestro cuerpo resucitado e inmortal.

P. Antonio Rivero LC
La Eucaristía, Cap. 33: Eucaristía y Cielo


 
 
2013-08-23 08:00:00

Reflexión Diaria


Si usted desea suscribirse para recibir en su correo electrónico una 

Reflexión Diaria sobre

La Santa Misa

 por favor hágalo presionando el siguiente botón:

  Suscripción
kk
 

Reflexiones Diarias

Por Autores

EL APOSTOLADO

El Apostolado de la 

Santa Misa Diaria


¿En qué consiste este Apostolado?


• Asistir y participar en la Santa Misa Diaria, con disposición de atención, oración y aprendizaje.

 

• Ir conociendo y dar a conocer el valor de la Santa Misa.

 

• Orar para que todos los bautizados jamás falten a la Santa Misa dominical y que poco a poco quieran comprometerse a participar diariamente de este Santo Sacrificio.

 

 

Tener como intenciones especiales:

• Orar por la venida del Reino de Dios.

 

• Orar por el Santo Padre, el Colegio Episcopal y los Sacerdotes.

 

• Orar por las vocaciones sacerdotales y religiosas.

 

• Orar por las almas de los sacerdotes difuntos.

 

También nos encuentra en: